fbpx
Av Brasil 1682 Pueblo Libre / Lima instituto.vitalsalud@gmail.com

Consultas

Propiedades terapéuticas de la linaza

La linaza, es la semilla de la planta de lino (Linum usitatissimum). Estas semillas son ricas en ácidos grasos Omega 3 y fibra. El hecho que la linaza tenga como principal fuente los ácidos grasos omega 3, no significa que se convierta en un sustituto del pescado.

Sus usos van desde, desde la cocina como ingrediente para la elaboración de infusiones y ensaladas, hasta su aplicación en tratamientos naturales para la salud de la piel y el cabello.

Si bien las semillas de linaza, no aportan sabor alguno en la preparación de ensaladas, por el contrario son muy ricas en propiedades nutricionales.

De la semilla de lino se extrae el aceite de linaza, utilizado en la cosmética, para el cuidado de la piel y el cabello, dada sus mágicas propiedades suavizantes.

También como base de muchas recetas, se puede elaborar el agua de linaza, que es una bebida natural muy nutritiva que se obtiene de la infusión de las semillas de lino y se le coloca jugo de limón.

El agua de linaza aporta importantes beneficios tanto internamente al ser ingerida como externamente al ser aplicada en nuestro cuerpo y cabello.

Acá encontrarás 8 razones por la que debes consumir linaza:

Cabello bello

El agua de linaza es rica en vitamina B y vitamina E, que aportan valiosos nutrientes para fortalecer el cabello ayudando a reforzar su raíz y controlar su caída.
Pero hay aún más, también mejora la salud y brillo del cabello al ayudar en la hidratación y crecimiento de este en forma natural.

Regenerador natural

El agua de linaza es un excelente aliado en la regeneración de tejidos, cuando se atienden leves quemaduras y pequeñas heridas, además de tener un alto efecto antibacteriano.

Alivio menopáusico

Se ha comprobado que se reducen considerablemente los síntomas de la mesopausa, como la disminución de los sofocos y las oleadas de calor, al consumir el agua de las semillas de linaza.

Colesterol y triglicéridos

Por su alto contenido en fibra y ácidos grados omega3, las semillas de linaza contribuyen a reducir los altos valores de grasa en nuestra sangre, manteniendo controlados nuestros niveles de Colesterol y triglicéridos.

El consumo de linaza resulta favorecedor, en lo referido a la reducción del colesterol LDL, dado que las grasas tienden a acumularse, esta vez en las arterias, aumentando de esta forma cualquier afección coronaria que pueden devenir en accidentes cerebro vasculares.

Glucosa en la sangre

Gracias a que la linaza tiene un elevado contenido en fibra coadyuva en el control de los niveles de glucosa en la sangre.

Aliado en nuestra digestión

Además de ayudar a controlar la glucosa en la sangre, por su alto contenido en fibra es una bebida natural ideal para aliviar el estreñimiento. Por el aporte de enzimas digestivas es una opción natural excelente para prevenirlo, particularmente si el consumo de semillas de lino es regular.

Calma el estrés y la ansiedad

El aceite de linaza resulta provechoso cuando se aplica directamente sobre el cuerpo para proporcionar relajantes masajes, de esta forma se reducen considerablemente los niveles de estrés y ansiedad.

Al tomar linaza regularmente se puede experimentar una disminución de la tensión nerviosa. La linaza es un gran reanimador natural.

Control de peso

Tomar linaza de forma regular, tiene efectos laxantes. Asimismo provoca la expulsión de agua y sodio de los riñones. Se puede incorporar a la dieta una cucharada de linaza molida y colocar sobre los cereales, diluirlo con jugos o simplemente agua. Pone en funcionamiento la actividad intestinal, de esta forma elimina toxinas y contaminantes. Disminuyendo la posibilidad de padecer cáncer de colon.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *